6 Maneras de acabar con el Nerviosismo

1

Maneras de acabar con el nerviosismo

“A mi parecer, muchísima infelicidad se debe a los nervios; y estar enfermo por los nervios es consecuencia de no tener nada que hacer, o de hacer algo que nos disgusta. Entre todos los desdichados, los peores son aquellos que queriendo hacer algo, no encuentran como hacerlo.”
Lin Yutang

Permíteme comenzar diciendo que estar nervioso puede ser algo bueno. Estar nervioso sugiere que es posible que estés pasando por encima de los límites de tu zona de confort, estando en una situación o escenario en el que realmente no te sientas cómodo.

Sin embargo, a veces el estado negativo que tenemos cuando estamos nerviosos en realidad puede impedirnos elevarnos a nuevos niveles. Una solución es reducir la intensidad de tus nervios para que no te limite a alcanzar tu verdadero potencial.

Siempre he sufrido un poco de miedo escénico, por lo que estuve investigando algún tiempo en torno al tema de cómo controlar los nervios ya que por mi trabajo tenía que dar cursos ante un grupo grande de personas. Algunas de las ideas más interesantes que he aprendido provinieron de una reunión que tuve con un amigo el cual se la pasa dando conferencias en público, él me enseñó dos cosas muy importantes:

Lo primero que aprendí fue que con el fin de tomar el control de los nervios es necesario eliminar lo que te hace nervioso de la situación en la que te encuentras. Esas cosas pueden ser rasgos físicos o emociones de duda que te hacen poner nervioso, independientemente de cuál sea la causa, debes encontrar la manera de desviar tu atención de estos elementos y poner de relieve tus puntos fuertes a cambio. En segundo lugar, tienes que estar preparado y tener confianza en lo que estás haciendo.

He aquí seis consejos sobre cómo controlar los nervios:

“Elimina lo qué te pone nervioso de la situación en la cual te encuentras”

1. Enfócate en el objetivo de tu situación

A menudo nos ponemos nerviosos por cosas tontas como por ejemplo, lo que otras personas van a pensar acerca de nuestra apariencia. Una buena solución para evitar esto es centrarse en el objetivo que quieres lograr en el escenario en el cual te encuentras en oposición a centrarte en lo que la otra persona pudiera estar sintiendo. Por ejemplo, si vas a una entrevista de trabajo, piensa en lo que ellos están buscando y cómo tú puedes lograr obtener esa oferta de trabajo, en lugar de estar pensando en cómo ellos te verán.

2. Ten a  un amigo contigo

Una excelente manera de soltarte en una situación en particular es tener un amigo o alguien con quien hablar para ayudarte a concentrarte en tú objetivo. Si estás nervioso por una cita que vas a tener, habla antes de la mano con tu amigo y luego analiza cómo te fue después de la misma. Esto te ayudará a centrarte en el resultado de esa interacción desde una perspectiva más racional “visto desde afuera”.

3. Mantente ocupado

Una de las cosas principales que nos hace tener nervios es tener tiempo para estar nervioso. Para aquellos eventos que no podemos rehuir y que inevitablemente te van a poner nervioso, la mejor técnica para calmar los nervios es distraerte. Manteniendo tu mente enfocada en otras actividades que no te ponen nervioso harán que tus nervios de detengan y dejen de intensificarse a medida que se acerca el evento.

“Esté preparado y confiado”

4. Conoce bien lo que quieres decir

Pregunta a cualquier orador público cuál es su mejor consejo para realizar una gran presentación y lo más probable es que te diga “estar preparado”. Saber lo que vas a decir y cómo lo vas a decir evita tener que preocuparte por lo que viene después. Si vas a tener una entrevista de trabajo, prepárate con las respuestas a todas las posibles preguntas que el entrevistador te pueda hacer.

5. Mantén una actitud positiva y asume lo mejor

Cuando pensamos en algo, tendemos a manifestarlo en nuestra realidad. Todo lo que has hecho, desde entrar en una tienda hasta comprar un coche nuevo, todo se inició primero en forma de un pensamiento. Piensa positivamente y te darás cuentas que te vas sintiendo menos nervioso y con más posibilidades de éxito.

6. Usa una vestimenta con la cual te sientas seguro

Cuando te ves muy bien, te sientes muy bien. Vestirse bien muestra a los demás que te respetas a ti mismo y a la gente que está a tú alrededor. Estar bien arreglado y usar una buena vestimenta que proyecte tus gustos personales y estilo te ayudara a llenarte de confianza y a reducir tu nerviosismo.

Sera interesante leer tus consejos sobre cómo hacer frente a situaciones de nervios y si alguna de estas tácticas han sido eficaces para ti, ten la libertad de dejar un comentario.

Bibliografía consultada:

  • Smits, J. A. et. al. (2008) Reducing anxiety sensitivity with exercise. Depression and Anxiety; 25(8):689-699.
  • Zeidan, F. et. Al. (2014) Neural correlates of mindfulness meditation-related anxiety relief. Social Cognitive and Affective Neuroscience; 9(6):751-759.

Sobre el Autor

Desde joven siempre tuve inquietud por los temas relacionados con el desarrollo personal pero no fue hasta hace algunos años cuando decidí convertirme en un estudiante activo de la psicología positiva, la motivación y la búsqueda del éxito y la felicidad. Autor del libro Camino a la superación.

1 comentario

Deja un comentario