6 grandes consejos para poder lidiar con la frustración

0

Lidiar con la frustración

“El éxito no se construye con el éxito. Se construye a partir de la impotencia y la frustración”
Sumner Redstone

Hoy en día muchas personas están perdiendo la noción de sí mismas y de todo para lo que están trabajando debido a la frustración. ¿Crees que podrías ser uno de ellos?

Todo parece ir bien para nosotros y un minuto después nos frustramos arruinando toda nuestra motivación y autoestima en un rápido barrido.

Consejos sobre cómo lidiar con la frustración

La frustración afecta la manera en que pensamos y las cosas en las que nos enfocamos, también lleva a que las personas abandonen lo que es importante, que piensen demasiado las cosas y se rindan o tomen decisiones increíblemente malas.

Aquí te dejo 6 grandes consejos para que lidies con la frustración:

1. Mantente enfocado

La frustración es lo peor para mantenerte enfocado. Cuando estás frustrado en un área específica de tu vida todas las demás áreas de repente comienzan a descuidarse porque estás obsesionado con arreglar aquello en lo que estás frustrado por encima de todo lo demás.

Te frustra que no puedas hacer bien las cosas o que algo no vaya como quieres y no sabes qué hacer al respecto. A partir de ese momento lo único en lo que estarás pensando es en cómo deshacerte de esa frustración.

Mantente enfocado en tus metas. No permitas que tu frustración se apodere de ti y te aleje de aquellas cosas que son importantes. De lo contrario, las otras áreas de tu vida comenzarán a quedarse atrás esperando que aquello en lo que estas frustrado se solucione solo.

“Los obstáculos son esas cosas espantosas que ves cuando apartas la vista de tu objetivo.”
Henry Ford

2. Recuerda que la frustración afecta el juicio

Recuerda que al comenzar a lidiar con la frustración empiezas a pensar demasiado y a desarrollar lentamente esta forma de pensar delirante que está lejos de la situación real.

A medida que desarrollas esta forma de pensar, las decisiones y los juicios que haces a causa de ella se ven afectados normalmente de muy mala manera lo que hace que tomes malas decisiones.

Por eso es absolutamente crucial calmarse y pensar las cosas mucho más de lo normal antes de tomar una decisión.

Esto vale para todo; tu decisión de renunciar o seguir esforzándote en algo, cómo reaccionas cuando las personas que te ignoran o te hacen una broma, o si tomas una buena o mala decisión en los negocios debido a la frustración.

Un poco de frustración puede arruinar todo lo que has conseguido.

3. Normalmente no vale la pena preocuparse por todo

La gente se siente frustrada por la más pequeña de las cosas.

Pero esa frustración va creciendo y se convierten en temas supuestamente importantes por los que vale la pena preocuparse cuando en realidad eran pequeños problemas que simplemente los veías engrandecidos debido a un exceso de pensamiento.

Por lo tanto en la mayoría de las situaciones cuando se trata de la frustración, puedes darte el lujo de dejar de pensar en esas cosas durante un corto período de tiempo y dejar que la frustración disminuya antes de volver a ellas.

No es algo fácil de hacer pero si instintivamente sabes que no vale la pena preocuparte por lo que te frustra podrás déjalo ir. Resiste el impulso de dejarte llevar por tu pensamiento.

4. Vigile tu progreso

En caso de que la frustración comience a destruir tu progreso en otras áreas de tu vida, asegúrate de vigilar todo tu entorno y asegúrate de que sigue funcionando como se supone.

De esta manera podrás notar rápidamente cualquier error en tu vida personal o profesional que hayas causado debido a tu frustración.

Tan pronto como llegues a ese punto sabrás que es hora de dejar de sentirte frustrado.

Sigue tu progreso como mejor te parezca. Registra las tareas que has completado y si faltan algunas tareas semanales las cuales no has podido completarlas a tiempo, entonces vuelve tu enfoque hacia ellas.

Si no devuelves tu enfoque a lo que es importante como mencione anteriormente, esas áreas de tu vida se retrasarán y estarán estancadas hasta que las demás encajen en su lugar.

5. No dejes que tu visión se desintegre

Como mencioné brevemente más arriba, la frustración aleja las cosas de tu enfoque y hace que pongas más énfasis en lo que probablemente sea menos importante. La visión que tienes para ti y tu futuro es una cosa que comenzará a desintegrarse en presencia de la frustración.

Cuando te enfrentas a la frustración e incluso cuando no, visualiza todos los días dónde quieres estar y cómo vas a llegar allí. Mantén esta visión mental para que tu frustración no termine alejándote de ella.

6. Encuentra una forma de expresar los sentimientos que tienes

Cuando se trata de la frustración, lo único que deseas es poder expresar los sentimientos que tienes. Aunque hay una gran diferencia entre simplemente expresarlos y encontrar una forma de expresarlos que no cause ningún resultado negativo.

Tus instintos básicos quedan completamente descuidados cuando aparece la frustración, por lo que tus sentimientos a menudo son manifestados a las personas de una manera que fácilmente podría destruir todo lo que has estado buscando. Ya sea la reputación de tu negocio, el progreso de tu relación, tu carrera, tu rutina de ejercicios o lo que sea.

Busca una manera de expresarte, como hablar con un amigo y/o escribir un diario

¿Tienes algún otro consejo para manejar la frustración? Deja un comentario a continuación.


Sobre el Autor

Desde joven siempre tuve inquietud por los temas relacionados con el desarrollo personal pero no fue hasta hace algunos años cuando decidí convertirme en un estudiante activo de la psicología positiva, la motivación y la búsqueda del éxito y la felicidad. Autor del libro Camino a la superación.

Deja un comentario