Cómo tener más paciencia en todos los aspectos de tu vida

0

Tener paciencia

Algunas personas nunca dominaran realmente el arte de tener más paciencia y de vez en cuando todos nosotros lucharemos por no perder la misma. A veces, una determinada situación o una persona en particular simplemente nos llevaran hasta el límite, por lo que será mucho más difícil para todos nosotros seguir conservando la paciencia.

Una vez que pierdes la paciencia, las cosas tenderán inescrutablemente a ir mal. Se hará más difícil concentrarse y también se hará más difícil también ser cortés y educado con otras personas. Si estás trabajando en un proyecto de cualquier tipo y pierdes tu paciencia, encontrarás frecuentemente que tienes que salir de tu trabajo hasta que has recuperado la compostura.

“La paciencia es la compañera de la sabiduría.”
San Agustín

Aprender a cómo tener más paciencia lleva tiempo y paradójicamente hay que tener paciencia para aprender a ser paciente. La paciencia se adquiere a medida que se adquiere sabiduría y la sabiduría es hija de la experiencia. Nadie nace sabio al igual que nadie nace paciente. A medida que vayas aprendiendo, creciendo y experimentando cosas en tu vida, te irás convirtiendo en una persona más sabia. Cuando eres una persona sabia sabes cómo reaccionar a determinadas situaciones, también sabes cómo interactuar con muchos tipos de personas diferentes.

Por ejemplo, puedes comenzar tu primer trabajo en una gran oficina y no sabes muy bien cómo trabajar con un grupo grande de personas en un entorno profesional. Esto no es inusual, ya que nunca has tenido la experiencia de trabajar antes en una oficina. Al principio puede ser difícil que entiendas tu trabajo o las complejidades de la política de la oficina y esto puede ser muy frustrante. Tú incluso podrías perder la paciencia contigo mismo pero con el tiempo aprenderás y con esta nueva sabiduría encontrada serás capaz de interactuar con más confianza y paciencia.

“Quien tiene paciencia, obtendrá lo que desea.”
Benjamin Franklin

Al principio puede ser desconcertante que alguien en el trabajo no esté de acuerdo contigo. Esta podría hacer que te pusieras nervioso o incluso podría pasar que una sugerencia tuya sea desechada simplemente porque la otra persona ha estado en la compañía por más tiempo. Sin embargo, con la experiencia aprenderás a elaborar tus argumentos para que presentes tus opiniones de forma clara y concisa.

Con la experiencia, será menos probable que te frustres cuando se te presente una situación semejante. La sabiduría que has ganado de la experiencia te ayudara a darte la paciencia que se necesita cuando tratas con alguien que no está de acuerdo contigo. Algunos entornos corporativos pueden ser particularmente agresivos y entre más paciencia tengas, mejor vas a hacerle frente a ese entorno. El tiempo traerá la paciencia que te ayudará a sobresalir.

5 consejos para tener más paciencia

Aquí te dejos 5 sencillos que te ayudaran a adquirir más paciencia en todas las situaciones de tu vida:

1. Respira profundamente.

Puede parecer un paso muy pequeño pero es un paso en la dirección correcta. Si te encuentras en una situación en la que te sientes tenso e impaciente, algunas respiraciones profundas te ayudarán a concentrarse en el presente y pueden ayudar a dejar de lado tu irritación.

2. Esté siempre abierto a aprender.

Casi todas las personas y situaciones de la vida tienen algo que enseñarte. Si estás impaciente y tienes prisas, es muy probable que te pierdas algo que valga la pena aprender. Centrarse en la experiencia de aprendizaje puede ayudarte a querer ser más paciente con los demás.

3. Ve todo desde una perspectiva más amplia.

Siempre que te sientas impaciente, intente pensar y pregúntate “¿Qué es realmente más importante en este momento que estar dónde estoy?” Es tentador creer que realmente debes estar en otra parte, pero todo en la vida sucede por una razón y no hay razón para no controlar tu ritmo.

4. Elije el camino fácil.

Si te vuelves cada vez más impaciente con una situación, eso no hace que la situación desaparezca. Solo lo agrava e incluso puede causar problemas que pueden hacer que te sientas aún más impaciente. La paciencia, por difícil que parezca a veces, es la salida más fácil.

5. Considera los demás.

Una de las últimas cosas que solemos hacer cuando estamos impacientes es considerar cómo podríamos estar afectando a los demás. Si nos detenemos por un momento y hacemos esto, lo más probable es que nos demos cuenta de que por nuestra impaciencia no vale la pena molestar a otras personas. Concéntrese en el altruismo y ser paciente será más fácil.

Unas palabras finales

Aunque puede ser difícil, debes tratar de tener más paciencia en tu vida. Esto te ayudara en casi todas las situaciones. Tú debes tener en cuenta que la paciencia vendrá con la experiencia y la sabiduría. A pesar de que llevará tiempo, la mayoría de las personas eventualmente aprenden a ser más paciente de lo que eran cuando fueron jóvenes.

Tendrás que trabajar en ello y sin embargo la paciencia no vendrá por sí misma. La edad no siempre significa que alguien es sabia y la sabiduría no siempre quiere decir que alguien sea paciente, aunque a menudo las dos van de la mano.

Entonces, ¿Qué vas a hacer para ser más paciente?

Bibliografía consultada:


Sobre el Autor

Desde joven siempre tuve inquietud por los temas relacionados con el desarrollo personal pero no fue hasta hace algunos años cuando decidí convertirme en un estudiante activo de la psicología positiva, la motivación y la búsqueda del éxito y la felicidad. Autor del libro Camino a la superación.

Deja un comentario