Tú eres lo que sueñas

1

Tú eres lo que sueñas

“No duermas para descansar, duerme para soñar. Porque los sueños están para cumplirse.”
Walt Disney

Si estás realmente interesado en el desarrollo personal entonces probablemente conozcas las siguientes palabras de Brian Tracy, “Tú eres lo que piensas la mayor parte de tu tiempo”. Esto es muy cierto, al pensar constantemente en algo en particular, tú lo empujas a tu subconsciente (tu computadora mental que funciona las 24 horas del día).

Los sueños son la ventana a la computadora mental

Tu conciencia se apaga cuando sueñas, lo que te da una visión de lo que está pasando en tu subconsciente. El trabajo más importante se hace entonces cuando duermes porque la mente puede trabajar sin que se interponga la conciencia por el camino. Tú mente podría tratar de resolver problemas que ni siquiera sabes que tienes y presentarte soluciones que ni siquiera te has dado cuenta que necesitas.

Lo que piensas se convierte en lo que sueñas

Tus sueños reflejan tus pensamientos los cuales vienen de tu subconsciente. Al introducir un mensaje en tu subconsciente, este se convertirá en parte de tus sueños. Pero introducir algo en tu subconsciente requiere mucho esfuerzo. Tienes que pensar en ello constantemente, anotarlo, visualizarlo, repetírtelo a ti mismo y casi obsesionarse por ello.

Tú eres lo que sueñas

Una vez que has empujado tus pensamientos a tu subconsciente, empezarás a soñar con las soluciones a tus problemas, aquí tienes varios ejemplos reales:

“El descubrimiento del benceno revolucionó la producción de automóviles, caucho, combustible, ropa y los plásticos solo por mencionar algunos. August Kekule intentaba descubrir la estructura molecular del benceno. A pesar de saber que el benceno estaba hecho de seis moléculas de hidrógeno y seis de carbono, no daba con la configuración correcta. Mientras intentaba descifrarlo, Friedrich tomó una siesta junto a la chimenea donde soñó que estaba rodeado de serpientes que sostenían sus propias colas, como un ouroboros pero en forma de hexágono. Eso lo llevó al descubrimiento de la forma del benceno, el cual tiene una configuración hexagonal.”

Elias Howe intentaba en vano construir una de las primeras máquinas de coser pero llevaba meses intentando resolver el problema de cómo sujetar el hilo en la aguja de la máquina. La forma tradicional de atar el hilo a la parte opuesta de la punta le daba muchos problemas para hacer que su invento funcionara. Una noche, en sueños, se le apareció una tribu con sus lanzas. El aspecto de las lanzas le sugirió la idea de colocar el ojo de la aguja abajo y no arriba. Esta idea hizo desaparecer la dificultad que le había detenido hasta entonces y que hasta ese momento parecía insuperable.”

“Es posible que Albert Einstein haya publicado su teoría de la relatividad cuando tenía poco más de veinte años pero esa idea surgió mucho antes. De hecho, se le ocurrió durante un sueño cuando era solo un adolescente. Él soñó que se topaba con una granja con un montón de vacas acurrucadas detrás de una cerca eléctrica. Cuando el granjero (quien estaba en el extremo opuesto del campo), encendió la cerca, todas las vacas saltaron al mismo tiempo. Sin embargo, cuando fue a hablar con el granjero, él dijo que los vio saltar uno por uno desde la cerca. Este sueño lo llevó a darse cuenta de que los eventos se ven diferentes según el lugar en el que se encuentre debido a la cantidad de tiempo que le toma a la luz viajar.”

En un corto espacio de tiempo podrás imaginar que puedes hacer las cosas que desees. Si has leído el libro “Piense y hágase rico” de Napoleón Hill, veras que él comparte estos consejos en su libro y muestra ejemplos de cómo algunos de los hombres y mujeres más exitosos de su época han cambiado sus vidas y pasado de la pobreza a la riqueza en tan sólo cuestión de poco tiempo.

Cambia tu programación mental

La mayoría de nosotros tenemos un don para detenernos en lo negativo, el peligro de esto es que vas a estar empujando dicha negatividad a tu subconsciente, haciendo que tu ordenador mental trabaje en soluciones para darte aún más sufrimiento.

Si deseas tener éxito, tienes que cambiar tu programación mental y tienes que convertirte en una persona más positiva, centrándote en lo bueno y en las soluciones.

Esto se puede hacer principalmente de 2 formas:

  1. Afirmaciones: Esta es una de las técnicas más poderosas. Solo tienes que repetirte a ti mismo mensajes positivos durante todo el día, por ejemplo, para curar una baja autoestima debes repetir una y otra vez y así cientos de veces al día “Me gusta como soy, me gusta como soy”. Una solución para la baja moral en el trabajo sería: “Me encanta mi trabajo”. Si quieres reavivar el romance en una relación puede ser suficiente repetirte a ti mismo día a día “Amo a mi esposa / pareja”. Esto empujara ese pensamiento a tu subconsciente y este comenzará la búsqueda de soluciones para que sea realidad.
  2. Fijación de Metas: La otra forma es estableciendo claramente tus metas por escrito. Cuando tienes tus metas por escrito es más fácil vivir por ellas. Puedes pasar algo de tiempo leyéndolas todos los días. Tú puedes escribir planes, pensar en ideas y así sucesivamente. Todo esto va a empujar más profundamente tus metas en tu subconsciente y te ayudara a acelerar tu éxito.

Conclusión

Hacer que tu subconsciente trabaje en tus metas te llevará más cerca del éxito porque tu subconsciente trabajara en las soluciones las 24 horas del día todos los días.

Tú subconsciente te presentará nuevas ideas, visiones y planes. Pero recuerda que lo más importante es que actúes en base a esas ideas.


Acerca del Autor

Creador del blog éxito y superación personal y del libro Camino a la superación. Aunque desde pequeño siempre tuvo inquietud por los temas relacionados con la transformación y la superación personal no fue hasta hace unos años cuando decidió retomarlo y convertirse en un estudiante activo del campo de la psicología positiva, la motivación, el éxito y la búsqueda de la felicidad.

1 comentario

Deja un comentario